Prohíbe gobierno de EE.UU. viajar a sus estudiantes a Cuba


Arthur González.

El gobierno norteamericano que pretende derrocar a la Revolución cubana mediante la subversión ideológica, bajo el diseño de una política que va desde la creación de organizaciones contrarrevolucionarias en Universidades, hasta el envió a Cuba de personas para enseñar cómo hay que actuar para lograr una “Transición hacia la Democracia”, ahora no quiere autorizar a sus estudiantes universitarios a que viaje a la Isla, según la decisión del Tribunal Supremo de los EE.UU.  ¿Quién los entiende?.

Desde hace años el gobierno norteamericanos, y por supuesto con la participación de los ideólogos de la CIA, diseñaron el llamado plan People to People, el cual consiste en autorizar los viajes a Cuba de estudiantes norteamericanos, académicos, artistas, intelectuales e investigadores de las ciencias sociales, con el propósito de influenciar sobre la sociedad cubana de las ventajas del sistema capitalista y la forma en que se debe actuar para derrocar a la Revolución socialista, la que según ellos es la principal causantes de todos los males de la economía cubana.

¿Pero qué ha pasado que ahora no quieren que viajen más sus estudiantes a evangelizar a los cubanos?

Todo hace indicar que los que viene por lana han salido trasquilados, pues son tantas las mentiras y tergiversaciones que hacen allá de la situación en Cuba, que cuando sus jóvenes se pasan  10 días en la Isla, regresan hablando maravillas de lo visto.

En vez de encontrase a un pueblo harapiento, inculto, hambriento y triste deseoso de una Transición, se dan de bruces con otra realidad bien distinta. Encuentran ciudades despintadas, casas con ausencia de mantenimiento y tiendas con poco abastecimiento, debido en gran medida a las consecuencias de la Guerra Económica impuesta por los yanquis desde 1960, pero también conocen a un pueblo libre de expresar sus insatisfacciones que no es lo mismo que oposición, con un alto nivel político, capaz de entrar en debates de cualquier tema, desde la injerencia yanqui en el medio oriente, hasta los mejores goles de la Eurocopa de futbol.

También constatan que nuestros jóvenes tienen la alegría y el sueño de ser mejores cada día, comprueban los contagiosos ritmos de la música cubana, hasta el rock duro que ejecutan algunos grupos musicales, pueden ver arte por doquier y solo en el municipio Habana Vieja, con no más de dos kilómetros cuadrados, visitar por precios irrisorios más de 35 museos y más de 20 galerías de arte, donde se expone lo más selecto de la plástica cubana; sin contar los teatros y las diferentes compañías de danza, desde el ballet nacional formado por la bailarina absoluta Alicia Alonso, Lizt Alfonso, Rosario Cárdenas, hasta otras con una altísima calidad internacional.

Pero seguramente lo que más le impacta a los jóvenes norteamericanos es la seguridad con que pueden desandar las calles de Cuba a cualquier hora del día o noche, libres de atracos, secuestros, drogas, casinos de juegos y prostíbulos. Por tanto la influencia que pretenden hacer se revierte sobre ellos. Regresan a su tierra conociendo donde está la verdad y los reales motivos por los cuales su gobierno les impide a todos sus ciudadanos  desde hace más de medio siglo que puedan viajar a Cuba, disfrutar de sus bellezas naturales, del cariño y de la hospitalidad de este pueblo, que no rechaza a ningún norteamericano a pesar de las brutales acciones terroristas que han llevado a cabo las diferentes administraciones yanquis desde 1959.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: