Archivo del sitio

Independientes o mercenarios (#Cuba #EUA #Miami #España #YoaniFraude)


Cantaclaro No 3Por: J. M. del Río

De niño aprendí algunos trabalenguas con el que nuestros mayores pretendían mejorar nuestro léxico y ayudarnos a flexibilizar la lengua en el azaroso esfuerzo, que para cualquier infante constituye el aprender a hablar con fluidez. Recuerdo aquel que todavía es popular y que dice: “Si Pancha plancha con cuatro planchas, con cuántas planchas plancha Pancha”. Había -y hay- otros con un doble sentido, diseñados con un criterio picaresco, para que en el error se diga una palabra o expresión que le saque los colores a la cara al que se equivoque.

El trabalenguas tiene un viso cultural, un uso popularmente aceptado que sirve de entretenimiento y de pasatiempo en tertulias familiares y de amigos.  Es algo que se acepta. Lo que no se pasa por su cursilería y su evidente intención de enmarañar a los incautos, es ese otro tipo de enredijo de palabras que utilizan nuestros “curtidos grupusculeros”[1] que no son sino galimatías, que como su definición bien lo aclara, se trata de “un lenguaje oscuro, por la impropiedad de la frase o por la confusión de las ideas”, es decir que estos personajes donde dicen digo lo que quieren decir es Diego y si Ud. duda lo que estoy diciendo le pondré algunos ejemplos. Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: